Vacaciones en familia… ¡extendida!

¿Qué resulta de la unión de una “Abue” con gran actitud, una mamá a la que le gusta intensear planear y organizar, una pre-teen de 8 años, un rubio de ojos azules de 6 años y un par de gemelas en plenos “terrible twos”?

Respuesta:
UNA GRAN VACACIÓN

Mi hermana tiene 3 hijos, dos de los cuales son la pre-teen y el rubio (el tercero es un gordo bodoque de 9 meses).

Los hermanos mayores salieron de vacaciones de Semana Santa y el mejor plan para ellos fue venir a pasar dos semanas a casa de Abue en México.

Así que cuando esto se confirmó, mi mamá(abue de gran actitud)me dijo: “¡necesito un calendario de actividades para ellos!” Yo (que tengo el Síndrome de la Intensidad de la Planeación) me puse a investigar, a sacar información de todos los sitios posibles (llámese Plans4Kids, Amigos La Revista, entre otros) para planear dos semanas de actividades en las que pudieran participar los niños grandes y mis hijas que aún tienen sus limitaciones.

El resultado fue un calendario LLENO de acción. Los primeros días de visita de mis sobrinos, mis hijas y yo estábamos de viaje, así que hubo actividad de niños grandes: fueron al teatro a ver Peter Pan, comieron en McDonald’s Polanco (porque son fans de los juegos) y visitaron KidZania, que es de sus favoritos.

Una vez que mis hijas y yo nos integramos al plan, tuvimos actividades en casa con manualidades dirigidas por una de mis tías, que es educadora jubilada. ¡Es sorprendente ver su manejo de los niños y los resultados de una tarde de juegos y pintura con dedos…! Pintaron huevitos de Pascua, hicimos búsqueda de huevitos, rompimos una piñata y “prepararon” sus propias pizzas para cenar todos juntos. Una delicia de día.

En los siguientes días, fuimos a La Granja del Tío Pepe, una joya de lugar en el que pudieron estar en contacto con los animalitos y la pasaron en grande; después, al Zoológico de Zacango, muy recomendable por las especies de animales que tienen y lo bien cuidado que está el lugar.

El primer sábado fuimos a ver el Show de Mariana Mallol. Mi experiencia completa la escribí ya en un post (haz click aquí), pero de verdad que nos quedamos encantados. Al salir y aprovechando que la Ciudad estaba vacía (era Sábado de Gloria) nos fuimos a Diverticine. Este lugar se merece un post especial, pero puedo decir que fue uno de los favoritos de los niños (y las mamás). Es amplio, el servicio es espectacular, las actividades entretenidas, la comida buenísima. Salimos de ahí y mis hijas cayeron como tablas dormidas en el coche…!

Y entonces llegó la semana 2. Y teníamos la actividad especial planeada: viaje a Cuernavaca.

Si, dos mamás y cuatro niños (que valen por ocho), en dos coches, muchas maletas, trajes de baño, botes de leche y ¡que nos lanzamos a la carretera! Llegamos a lo que ahora es uno de nuestros favoritos y al que definitivamente estaremos regresando: Paraíso Hotel Garden & Spa. Es el único hotel All-Inclusive en Cuernavaca, que fue lo que nos llevó hasta ahí.

Fueron 4 días y tres noches intensísimos!! Desde la llegada nos faltó tiempo para quitarnos la ciudad de encima, poner trajes de baño y pañales de Nemo (como les dicen mis hijas) y lanzarnos a la alberca. No salimos de ahí más que para comer (irreal la delicia de comida del lugar) y dormir (mi mamá y yo un poco menos al compartir camas con niños inquietitos).


Puedo decir que volví tres veces más cansada, pero fue una experiencia increíble tanto con mi mamá (con quien AMO viajar) como con mis hijas (nunca habíamos viajado solitas) y mis sobrinos (que como los tengo lejos, hay que exprimirlos de amor en los ratitos juntos).

Al regreso, quedaban poquitos días y yo tenía que hacer pie de casa con mis muy cansadas y alteradas bebés… así que pasamos un día de descanso en casita, para retomar el segundo sábado con un intento de ir al cine juntos, durante el cual mis hijas duraron 40 minutos en la sala viendo Home y después preguntaron dónde estaban los jueguitos, así que mi esposo y yo las sacamos a pasear mientras los primos y Abue salían de la peli. El domingo regresó mi hermana por sus chamacos y nos despedimos con un gran desayuno en McDonald’s, muchos abrazos, besos y el corazón lleno de amorcito y recuerdos que sé que durarán mucho, mucho tiempo.

Estas vacaciones fueron las primeras de muchísimas que espero que mis hijas y sus primos pasen juntos, creando lazos y armando historias de vida.

Gracias Kala, por regalarme estos días con tus hijos. Gracias mami, porque sigues siendo mi persona favorita para viajar (aunque ahora necesitemos vacaciones de las vacaciones) y gracias Sofía, Santiago, Andrea y María José por participar tan felizmente de este calendario que hicimos con mucho, mucho amor para ustedes, por sus sonrisas, sus juegos y sus gritos de emoción. Los amo.

Miércoles Mudo – Desde adentro

Imagen

Tequisquiapan, México. 2015

Tequisquiapan, México. 2015

Miércoles Mudo” es un carnaval de blogs o blog hop iniciado por Maybelline de Naturalmente Mamá y participar es muy fácil, solo debes publicar los miércoles una foto (s) sin escribir nada para explicarla (s) (de ahí viene lo mudo). Luego no olvides enlazar en el linky que está debajo y dejar un comentario en cada uno de los blogs que decidas visitar. Para conocer como nació el Miércoles mudo y sus reglas, puedes hacer click aquí.

Miércoles Mudo – En las nubes

 

IMG_1203

 

Miércoles Mudo” es un carnaval de blogs o blog hop iniciado por Maybelline de Naturalmente Mamá y participar es muy fácil, solo debes publicar los miércoles una foto (s) sin escribir nada para explicarla (s) (de ahí viene lo mudo). Luego no olvides enlazar en el linky que está debajo y dejar un comentario en cada uno de los blogs que decidas visitar. Para conocer como nació el Miércoles mudo y sus reglas, puedes hacer click aquí.

¡Feliz Miércoles!

 

Mis libros y yo…

Hay muy pocos momentos que yo disfrute más, que el poder recostarme y leer un libro.


tesorosRecuerdo que los libros han estado presentes en mi vida desde siempre. Teníamos dos libreros en el “cuarto de los juguetes”, llenos de libros como las enciclopedias de Disney (de lo que más me acuerdo es del libro de personajes de la historia y leer sobre Isabel I); la Serie de Babysitters Club (compartida con mi hermana) y muchísimos cuentos y novelas para niños. Una vez intenté acomodarlos y numerarlos (mi TOC se origina en el vientre materno, supongo…) y creo que nunca terminé.

No había mejor emoción que el día en que llegaba la lista de libros de la venta de Scholastic en la escuela… desde entonces me desesperaba la idea de no poderlos tener todos! Me acuerdo de Blubber, un libro de pasta azul, sobre una niña gordita a la que le hacen bullying en la escuela, que recuerdo hasta en dónde estaba guardado en la biblioteca de la primaria.

En sexto de primaria, yo terminaba los ejercicios (nerd como siempre), sacaba el libro que estuviera leyendo y me ponía a leer, balanceando la silla hacia atrás y con el pie en la mesa. Una vez, la miss de inglés iba a retomar la clase y me esperó a que terminara el párrafo, “para no interrumpirme”. ¡Hasta puso una nota de felicitación por mi amor a la lectura en mi boleta de calificaciones!

Yo no viajo sin un libro (o varios) en la bolsa. Tengo una relación especial con ellos y muchos me recuerdan a momentos específicos de mi vida, por saber en dónde estaba cuando los leí… Por ejemplo:

noticia-secuestroNoticia de un secuestro, ahora que hemos perdido a García Marquez; podría dibujar el salón de clases del Sierra Nevada y la  banca junto a la pared del lado izquierdo del salón en donde me sentaba a leerlo.

Mujercitas. La copia ya estaba desgastada de todas las veces que lo leí. Me acuerdo de estar en la sala de casa de mis papás, con los pies en el sillón.

Flores en el ático – me lo prestó mi mamá y la primera vez que lo leí fue en un viaje al lago de Zirahuén, en Michoacán. Estaba sentada en la orilla del lago y fue uno de los primeros libros que me hizo llorar.

La Isla de las tres sirenas – en Madrid. Préstamo de Nayeli, mi mejor amiga y siempre compañera de lectura. Lo conseguí de nuevo hace unos meses y aún estoy intentando retomarlo…

memoriasMemorias de una Geisha – Barcelona. Me acuerdo de ir sentada junto a la ventana del autobús en camino a la escuela, leyendo.

El Código DaVinci, Angeles y Demonios y La Fortaleza Digital de Dan Brown. Todos los leí en viajes a Huatulco, a donde viajaba cada año durante una semana, sola con mi mamá. Viajes irrepetibles, inolvidables y que extraño muchísimo. Algún día volverán.

Crepúsculo y Luna Nueva (si, los leí todos y soy fan, perdón!) en mi luna de miel; hubo 12 vuelos y muchas horas… es una delicia leer en el avión! En Bali había una biblioteca con sillones deliciosos, en donde mi nuevo esposo y yo pasamos algunas tardes de lluvia, leyendo.

Eclipse y Amanecer. Los leí en mi casa de recién casada y en aviones en camino a viajes de trabajo.

El niño con el pijama de rayas. Lo leí en un avión, pero no recuerdo a donde iba. Lloré como becerro 😦

Marley & Me. Se me terminaron los libros que llevaba para la luna de miel y éste lo compré en el aeropuerto de Bangkok, en camino a Camboya.Marley_&_Me_book_cover

Eat, Pray, Love – en mi casa, de recién casada. Nada como recordar mi luna de miel en Ubud, Bali y verlo descrito en el libro

Los hombres que no amaban a las mujeres – en Puerto Vallarta, en uno de muchos viajes que hicimos de recién casados. Pocas cosas hay que disfrute más que leer sentada en la playa, bajo la sombra.

La reina del Sur – en Puerto Vallarta. Estaba embarazada y no pude avanzar. Me distraía el movimiento de mis hijas bajo la panza y no tenía cerebro. Hasta la fecha, no lo terminé!

Dos o más. El primer libro de maternidad múltiple que leí, compartido por una hermosa amiga y sensei de la experiencia de ser mamá de gemelos. Lo leía cada tarde de mi incapacidad, a la hora de la comida.

sombraLa Sombra del Viento – en aviones de trabajo. Terminé el último capítulo en el estacionamiento de Avis, en el aeropuerto de Cancun, durante mis últimas vacaciones con mi esposo, hace 2 meses.

Hay muchísimos, muchísimos más libros que me han acompañado en momentos muy clave… Arráncame la Vida y Mal de Amores, de Angeles Mastretta, Eva Luna y La Casa de los Espíritus, de Isabel Allende, Como agua para Chocolate, de Laura Esquivel. Hay libros que podría leer mil veces y también hay los que sinceramente me han costado trabajo (como El Evangelio según Jesucristo, por ejemplo!)

 – Acabo de darme cuenta de que muchos de estos libros que aquí menciono, también fueron películas. Nunca será lo mismo y hay algunas que francamente, jamás debieron hacerse… –

Hace unos días estuve con mi esposo y mis hijas en el Remate de Libros del Auditorio Nacional. Es una sensación de “rush” el tener tantos libros al alcance… Lo que hice fue comprar libros para mis hijas. Conseguí dos libros que ilustran El Ratón Vaquero y La Patita, canciones de Cri Cri, un libro sobre un elefante y uno de la colección Mi primera Sopa de Libros, de Satoshi Kitamura, “Perro tiene Sed”, para (casi) completar la colección, porque ya tenemos a Pato y Ardilla. Solo nos falta Gato!

Amo ver cómo desde ahora, a mis hijas les llaman la atención los libros y deseo con todo mi corazón que crezcan con ese amor por la lectura, como lo tenemos su papá y yo. Deseo que siempre encuentren compañía en los libros y que éstos los acompañen durante sus vidas, como me han acompañado a mi.

 

Que se pare el mundo

¿Alguna vez has pensado: “Paren el mundo, me quiero bajar”?

Yo si… y me doy cuenta de que entre más “crezco”, más lo pienso! Me ganan la prisa, la rutina, los pendientes… Hay días en los que no me dan las 24 horas para todo lo que tengo que hacer. Aún tengo pendiente mi post del cumpleaños 35. Ya voy para los 35 y un mes y aún no tengo tiempo de recopilar todo lo que este cumpleaños me ha hecho pensar…

Pero me estoy desviando.

Hace unas semanas tuve que viajar por trabajo de la Ciudad de México a Acapulco. Por circunstancias de la vida y los presupuestos, me fui en coche, lo cual significa 4 horas de carretera de ida y 4 más de regreso, el mismo día.

A la ida dormí todo el camino. Sobre todo porque salimos a las 4 de la mañana y a esa hora no hay quien reaccione (mucho menos yo). Pero al regreso, como es mi costumbre, no hubo forma de quedarme dormida. Durante un buen rato, dediqué el tiempo a una plática deliciosa con una de mis amigas que iba en el viaje. Cuando ella se quedó dormida, yo me puse a pensar en un millón de pendientes del trabajo, de la casa, cómo estarían mis hijas, tengo que comprar acondicionador… y en algún momento, hice conciencia: “tengo por lo menos dos horas de paisajes y silencio por delante.” Dejé los pendientes, cerré los ojos y escuché el sonido de la carretera, tomé fotos del paisaje, hice notas para este post y me di cuenta de que hay muchos momentos en los que si se para el mundo.

Se para el mundo cuando, por ejemplo, puedo platicar dos horas seguidas con mi amiga en el coche! Se para cuando paso un ratito observando a mis hijas jugar. Y cuando a veces, las abrazo y ellas me dan un beso. Y cuando me meto a la regadera y, por un momento, siento el agua calientita. Hasta en la oficina el mundo se para de pronto con la primera taza de café en la mañana. O al arrullar a mis bebés, al pasar ese ratito con cada una y sentirlas cómo se van quedando dormidas. O cuando me siento con mi esposo a comer una cenita rica que preparé con mucho antojo. Y cuando llega uno de mis momentos favoritos de siempre y me acuesto a dormir, me abrazo a mi esposo y pasamos unos minutos así, abrazados, antes de dormirnos.

Tal vez no sea el mundo el que se detenga, sino yo. Y qué rico es hacer conciencia a veces de esos minutitos en los que me doy permiso de bajar la marcha, disfrutar y valorar todas las bendiciones que tengo y esta maravillosa vida que estoy viviendo.

El Cerro de la Silla, Monterrey, N.L., México

IMG_1467[1]

“Miércoles Mudo” es un carnaval de blogs o blog hop iniciado por Maybelline de Naturalmente Mamá y participar es muy fácil, solo debes publicar los miércoles una foto (s) sin escribir nada para explicarla (s) (de ahí viene lo mudo). Luego no olvides enlazar en el linky que está debajo y dejar un comentario en cada uno de los blogs que decidas visitar. Para conocer como nació el Miércoles mudo y sus reglas, puedes hacer click aquí.

Miércoles Mudo – Templo en Camboya

Imagen

???????????????????????????????

“Miércoles Mudo” es un carnaval de blogs o blog hop iniciado por Maybelline de Naturalmente Mamá y participar es muy fácil, solo debes publicar los miércoles una foto (s) sin escribir nada para explicarla (s) (de ahí viene lo mudo). Luego no olvides enlazar en el linky que está debajo y dejar un comentario en cada uno de los blogs que decidas visitar. Para conocer como nació el Miércoles mudo y sus reglas, puedes hacer click aquí.

#cadenaderetos – La Espiritualidad en Fotos

Voy tarde, como siempre, pero para celebrar el aniversario de Soy la mamá de Nico, me encantó participar en su cadena de retos, en la que nos ha pedido intercambiar temas para reflejarlos en fotos.

La hermosa La Morada de Nieves me asignó el tema Espiritualidad. Debo confesar que al principio me dieron un poco de nervios porque la espiritualidad es tan “abstracta” y personal, que pensé que no sería fácil retratarla. Pero entonces me llego la inspiración…

La espiritualidad es mu íntima y personal; es nuestra manera de conectar con lo que creemos, sea lo que sea. Se ha relacionado mucho con la religión, porque es una de las maneras para conectar con nuestro espíritu, pero creo que no es la única. El contacto con la naturaleza, por ejemplo es uno de los caminos más directos y hermosos para tocar nuestra espiritualidad.

Así que aquí van mis 14 fotos, tomadas por mi y que representan Espiritualidad. Verán muchas de mi luna de miel en Asia, en países como Indonesia y Tailandia, en donde me he sentido muy muy cerca de este sentimiento de espiritualidad. Por supuesto, no pueden faltar mis hijas, que son quienes más me han acercado a reencontrarme conmigo misma y mi espíritu.

Gracias a La Morada de Nieves por este hermoso tema, gracias a Tania por este reto que nos da la oportunidad de ver las cosas desde otro punto de vista y gracias a Mami También Sabe, quien aceptó mi reto y retrató de manera hermosa el tema “ilusión”. No se lo pierdan!

Miércoles Mudo – Cenote Maya

P1020245

Hacienda Tres Ríos. Riviera Maya, México, 2011

Miércoles Mudo” es un carnaval de blogs o blog hop iniciado por Maybelline de Naturalmente Mamá y participar es muy fácil, solo debes publicar los miércoles una foto (s) sin escribir nada para explicarla (s) (de ahí viene lo mudo). Luego no olvides enlazar en el linky que está debajo y dejar un comentario en cada uno de los blogs que decidas visitar. Para conocer como nació el Miércoles mudo y sus reglas, puedes hacer click aquí.

¡Feliz Miércoles!